2 de junio de 2009

LAS CINCO CIMAS DEL PROGRESO

-EL VALLE DE TÉPETL-

En el Centro de Análisis y Raciocinios Ajustados, Justos y Ordenados de Nayarit, por sus siglas el CARAJO, el Área de Desarrollo Sustentable de Cerros y Cúspides, a cargo de la Geógrafa Alma Naque Terrones Zhacuirri –mezcla española/cora-, manifiesta que ha logrado interpretar la majestuosidad del monte volcánico Sangangüey, un todo que identifica la riqueza natural existente en el Valle de Tépetl de Tepehuas del Río de las Aguas Claras, y que a través de sus cinco cimas nos envía un mensaje a los nayaritas esforzados, sobre qué hacer para tener un Estado progresista y de soportes fuertes en la creación de empleos mejor remunerados. He aquí las 5 cimas:

CIMA SOCIAL.- De terreno inclinado y agreste que vigila la integración de la ciudadanía en las decisiones democráticas, Sangangüey, observa impávido la complacencia de la sociedad en no querer visualizar la importancia de su participación a través de los canales establecidos para ello, ha luchado por alejar las nubes que nos obstruye la claridad de su entorno y quiere nos demos cuenta del poder de elegir representantes a quien queramos con plena libertad y garantías de emitir nuestra voluntad con la herramienta del Voto.

CIMA DEL DESARROLLO ECONOMICO.- Para Sangangüey, es necesario exentar de tintes políticos áreas vitales para el desarrollo económico de Nayarit como la agricultura, ganadería, explotación maderera y la industrialización de ellas, más financiamiento pero con rendición de cuentas, más orientación técnica bajo programas vigilados, más estructura comercial, separar el ámbito público político del ámbito empresarial privado. Se requiere promover e insertar un proceso de inversión privada –fondo de inversiones- para dar valor agregado a la producción agrícola, y que el gobierno siembre una extensión de garantía en el ambiente laboral. Eso conlleva Competitividad para Nayarit, y por ende mayor atractivo para los dineros federales. Como hacerlo?

CIMA DE LA EDUCACIÓN.- Incentivar el estudio de carreras diferentes al derecho, la administración, contaduría; visualizar la ingeniería mecatrónica –mecánica de precisión y sistemas de control electrónicos y las tecnologías de la información computarizadas-, la administración de la hospitalidad –fomento de empresas de servicios para hotelería, restaurantes, líneas aéreas, parques recreativos-, la biología experimental –investigación de programas de investigación científica o de productos alimenticios, farmacéuticos-, la ingeniería de telecomunicaciones –sistemas telefónicos, satelitales, radio, microondas, fibra óptica y redes digitales-, en fin, por numerar otras, ingeniería eléctrico-electrónica, ingeniería biomédica, hidrobiología –Nayarit rico en este campo-, diseño interactivo –estrategias de comunicación multimediática... hoy de moda el Facebook-, y por último  fundamental, detección de valores deportivos mediante un Centro de Apoyo al Alto Rendimiento –que no se exporten talentos del ciclismo, frontenis, futbol, basquetbol antes de elevar el orgullo nayarita-.

CIMA DE LA SALUD.- Aun con los rangos aceptables de cobertura de servicios básicos en Nayarit, se ocupa implementar una mejora continua de los servicios especializados a la atención mental  -ya no citas cada 4 meses-, utilizar recursos humanos hoy ineficientes en oficinas de detección, orientación y apoyo en enfermedades “problemáticas” –Parkinson, Alzheimer, Esquizofrenia, Depresiones típicas, Diabetes, etc.-.

CIMA DE LA SEGURIDAD PÚBLICA.- En este tenor, Sangangüey siente una erupción ‘caóna’ en sus entrañas quizás por diarrea y no por erupción como la de 1742, y sugiere una sola acción… profesionalización.

Cada que veamos al majestuoso Sangangüey, ya no enemistado con Tépetl, ahora amigo, nos debe recordar el compromiso como ciudadanos de hacer cada uno la parte que nos toca –slogan estatal  de motivación responsable-. No esperemos a ver las fumarolas del disgusto, de la autocomplacencia, de la impunidad para reaccionar. Nos complace ver dormido al volcán, pero la apatía nos debe enfermar el no apoyar los esfuerzos del gobierno estatal y municipal –oh Carajo que barbero!! No Four reader.. es pecar de confianza como la sexta cima que se vislumbra pero no existe… es una ilusión óptica…esa es la del descenso- y una vez logrado esto…, a exigir corresponsabilidad. En Nayarit podemos, Si podemos… 

1 comentario:

JUAN JOSÉ MENDOZA ALVARADO dijo...

Felicidades Felipe!!!! excelente recreación, e insisto, extraordinaria creatividad para plantear esta interpretación de las cinco cimas del sanganguey...

Saludos.

Juan José Mendoza A: